Volver al glosario

¿Qué es la nube híbrida?

Sin duda, el rápido surgimiento de la nube ha cambiado la forma de hacer negocios de las organizaciones. Están cosechando los beneficios de los servicios de nube, pero aún dependen de varios recursos en las instalaciones físicas para ciertas necesidades primordiales, como los requisitos de privacidad y seguridad.

En vez de realizar un enfoque de “todo o nada” con la nube, las empresas están diseñando entornos de computación híbrida para obtener lo mejor de ambos mundos.

En pocas palabras, un entorno de nube híbrida integra recursos de computación privados, como centros de datos y nubes privadas, y servicios de nube pública. Aunque son entidades independientes, los recursos privados y públicos comparten aplicaciones, datos y servicios y se administran como un solo entorno unificado.

Una diferencia importante es que usar varios servicios de nube sin el flujo de datos entre recursos privados y públicos no cuenta como nube híbrida: por ejemplo, el uso de un servicio de correo electrónico en la nube pública no está conectado con Active Directory.

¿Por qué una nube híbrida?

Una nube híbrida permite a las organizaciones acumular las rentabilidades y las eficacias de las nubes públicas, al tiempo que se mantienen la seguridad y el control de las privadas. Pero lo que quizá sea aún más vital, es que les da mayor flexibilidad para adaptarse rápidamente a las necesidades empresariales en evolución o los cambios del mercado.

Ciertas industrias deben adherirse a normativas de seguridad y conformidad estrictas. Por ejemplo, puede que una organización de asistencia sanitaria tenga que almacenar datos de pacientes confidenciales en una nube privada detrás de un firewall, pero siga queriendo aprovechar una nube pública para ejecutar una aplicación que se base en dichos datos.

Además, un modelo de nube híbrida permite a las organizaciones usar una infraestructura existente más eficiente a base de ampliarse con la nube pública durante los picos de demanda. Así, solo tienen que pagar recursos de forma temporal en vez de invertir en una infraestructura adicional costosa.  

Comparación entre nube híbrida y multinube: ¿cuál es la diferencia?

A menudo se usan la nube híbrida y la multinube de forma intercambiable, pero en realidad son distintas.

La multinube es el uso de múltiples servicios en la nube de múltiples proveedores sin instrumentalización entre ellos.

Por lo general, una organización usa una estrategia multinube para lograr distintas tareas para departamentos diferentes con necesidades diferentes: por ejemplo, cuando un departamento necesita un servicio de uso compartido de archivos, pero otro necesita un servicio de videoconferencia. Estos servicios de nube no están conectados entre sí ni con ningún recurso en las instalaciones físicas.

Por contra, los recursos privados y públicos de una nube híbrida están instrumentalizados para funcionar como uno solo.

Gestión de la complejidad en un mundo pronube

Mientras que la nube híbrida ayuda a las empresas a conseguir más, también conlleva nuevos retos para la TI. Es más importante que nunca que la TI mantenga la visibilidad, el control y la seguridad de su entorno híbrido.

Los servicios de Citrix Cloud ayudan a las empresas a instrumentalizar sus aplicaciones, escritorios y datos desperdigados por arquitecturas de nube híbrida y multinube en un solo nivel de control.

Las soluciones de redes Citrix NetScaler simplifican la red y la seguridad para la nube híbrida y la multinube a base de:

  • Proporcionar a los usuarios un acceso fiable a las aplicaciones
  • Protección del acceso a la web y la infraestructura con una seguridad centrada en el usuario 
  • Suministro de una visibilidad total e información mediante análisis inteligentes

Términos relacionados: arquitectura de nube, informática en la nube, gestión de la nube, red de nube, orquestación de nube, escalabilidad de la nube, multinube

Recursos relacionados